1986 – “Vivir en libertad y en justicia”

Diario “HOY/Opinión / Página 7.

Santa Fe, martes 27 de mayo de 1986.

Por Nidia A. G. Orbea Álvarez de Fontanini.

Año tras año, la última semana de mayo convoca a la comunidad santafesina para concretar homenajes a la Gesta de Mayo y a la significativa obra de los Jardines de Infantes.

Si queremos pensar en la libertad de los pueblos, es imprescindible reflexionar alrededor de algunos aspectos que constituyen límites actuales -preocupantes- y que requieren una toma de conciencia colectiva, para que cada uno desde su espacio singular, contribuya al logro de mejores condiciones de vida.

El Documento de Puebla -año 1979- alude a la necesidad de ‘compartir angustias’. Dice: ‘Comprobamos, pues, como el más devastador y humillante flagelo, la situación inhumana de pobreza en que viven millones de latinoamericanos expresada por ejemplo, en mortalidad infantil falta de vivienda adecuada, problemas de salud, salarios de hambre, el desempleo y subempleo, desnutrición inestabilidad laboral, migraciones masivas, forzadas y desamparadas, etc.’. Ante tan dramática realidad, confirma que esa ‘situación de extrema pobreza generalizada, adquiere en la vida real rostros concretos en los que deberíamos reconocer los rasgos sufrientes de Cristo, el Señor, que nos cuestiona e interpela: -rostros de niños golpeados por la pobreza desde antes de nacer, por obstaculizar sus posibilidades de realizarse a causa de deficiencias mentales y corporales irreparables, los niños vagos y muchas veces explotados de nuestras ciudades, fruto de la pobreza y desorganización moral familiar”.

Existen numerosas asociaciones intermedias organizadas para ser servir a las comunidades más necesitadas. Cuando una de ellas con que a la colaboración, piense en estas dolorosas realidades que esperan de su contribución para reparar las desigualdades injustas que impiden su autodesarrollo. Lo que se requiere es PRESENCIA. Junto a los aportes materiales, la palabra y la solidaridad orientando hacia una vida en libertad y con justicia.

Con frecuencia, se limita el análisis de algunas palabras y su auténtico significado aparece mutilado. Pocos asocian en forma inmediata lo que implica la ‘libertad’, con diversas situaciones de vida a las que lamentablemente pretenden acostumbrar. Aunque se argumente que existe siempre la ‘libertad de opción’, hay que reconocer que cada día el hombre debe luchar más por esa ‘dignidad’ que exige ‘que no se deje encerrar en los valores del mundo, particularmente en los bienes materiales, sino que como ser espiritual, se libere de cualquier esclavitud y vaya más allá, en donde se encuentre consigo mismo y con los demás. La dignidad de los hombres se realiza aquí en el amor fraterno’, que es en sí liberador. En el marco de ese amor, se plasma la constante acción a favor de la familia. Es sabido que continúa vigente la advertencia del Documento de Puebla -1979-, porque ‘la familia sufre también el impacto deletéreo de la pornografía, del alcoholismo, las drogas, la prostitución y la trata de blancas, así como el problema de las madres solteras y de los niños abandonados’.

El desafío actual reside en trabajar solidariamente -cada uno desde su espacio singular con un objetivo de justicia social-, para que partiendo del mandato divino –‘Amaos los unos a los otros’-, sea posible ‘hacer una nueva humanidad con hombres nuevos y encaminar a todos hacia una nueva manera de ser, de juzgar, de vivir y de convivir. Todo esto es un servicio que nos urge’, y no es digno desertar.

Actuar en consecuencia será afianzar la libertad y asumir la paternidad responsable, que impone la necesidad de dejar para la descendencia una comunidad organizada apoyada en los valores éticos, que hacen a su existencia y futura trascendencia.

—o0o—

Mayo de 2006 – Incluido en el CD “Del Vivir y vibrar”.

SEPA (Servicio de Educación por el Arte)

Nidia A. G. Orbea Álvarez de Fontanini

Presentación: Miércoles 10 de mayo de 2006 a las 19:30

en el Centro Comercial de Santa Fe.

Santa Fe de la Vera Cruz – República Argentina.